sábado, 27 de abril de 2013

Niccolò Paganini: Rondó del Concierto para violín nº 2 en si menor, op. 7

 Ivry Gitlis, violín
 
Paganini fue un violinista y compositor cuyas dotes y apariencia le dieron fama de "diabólico", pero el público y los músicos lo idolatraban. Amplió las posibilidades interpretativas del violín mediante digitaciones especiales y posiciones muy avanzadas en el diapasón, y terminó con los mitos de la necesidad de ciertas condiciones físicas para la interpretación con el instrumento. Debido tanto a su técnica como a un extraño magnetismo personal, Paganini no fue solamente el más famoso intérprete del violín de su época, sino también, el primero en desarrollar la trascendencia del virtuosismo como un elemento principal en el arte.
Niccolò Paganini compuso su Concierto para violín n º 2 en si menor en 1826. En esta obra cede ligeramente en sus habituales pretensiones virtuosísticas en favor de una mayor individualidad en el estilo melódico. Los tres movimientos del Concierto son:
1. Allegro maestoso
2. Adagio
3. Rondo a la campanella
 
El tercer movimiento se conoce como el rondó de la "campanella" debido al toque de campanillas que Paganini antepone a cada repetición del estribillo. El aire de campanillas también aparece en la orquesta y en algunos de los pasajes en armónicos del solista. El resultado de todo ello es una textura muy transparente con el encanto adicional del tema del rondó con aire agitanado. En definitiva, este tercer movimiento es representativo de la maestría compositiva que se le niega habitualmente a Paganini. 
 
Aunque la personalidad, el magnetismo y la mística de Paganini fueron inimitables, los aspectos puramente técnicos de su interpretación fueron rápidamente analizados y copiados. De sus contemporáneos, Ernst llegó a ser su imagen más cercana, mientras que Berrito y Vieuxtemps resultaron tan influidos, como otros representantes de la tradición franco-belga establecida por la escuela de Viotti. En Alemania, sin embargo, la oposición de Spohr retardó el progreso de la interpretación del violín. Pero los principales admiradores de Paganini fueron intérpretes y compositores no violinistas, siendo Chopin, Liszt, Schumann y Brahms algunos de ellos. Su Segundo Concierto es citado en las obras de otros compositores, como el Étude S.1403 "La Campanella", de Ferenç Liszt, o el Vals a la Paganini op. 11 de Johann Strauss.
 


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.